Ingenioso anuncio de seguridad de auxiliar de vuelo hace reír a carcajadas a los pasajeros

Aparte de pasar por la espantosa seguridad del aeropuerto, quizás la siguiente peor cosa de volar en avión es tener que escuchar el aburrido protocolo de seguridad de uno de los auxiliares de vuelo en caso de que haya una emergencia durante el vuelo. Los viajeros frecuentes a menudo están hastiados de estas dos cosas, a pesar de saber lo importantes que son.

A causa de esto último, los auxiliares de vuelo encuentra difícil lograr que los pasajeros frecuentes y los nuevos escuchen los procedimientos de seguridad. Si bien las emergencias en un avión son bastante raras, pueden suceder en cualquier avión en cualquier momento.

Afortunadamente, el auxiliar de vuelo Daniel Sandberg supo exactamente cómo asegurarse de que los pasajeros de un vuelo de Frontier Airlines de Florida a Colorado Springs fueran todo oídos mientras él hacía el anuncio de seguridad habitual de tres minutos de duración. Pero Daniel no habló con voz rara o a toda velocidad para mantener atentos a los pasajeros. En su lugar usó montones de humor ¡para asegurarse de que sus pasajeros nunca olvidasen qué hacer en caso de emergencia!

Para presentar a todos los chalecos salvavidas amarillo brillante de la aerolínea, el humor estaba comenzando a notarse. “Aquí en Frontier Airlines nos gusta estar al tanto de las últimas tendencias de la moda”, bromeó. “En caso de que este vuelo se convierta en un crucero, todos ustedes recibirán su propio chiquito, diminuto bikini amarillo a lunares, salvo que no es ni chiquito, ni diminuto, ni tiene lunares”.

Pasando a los chalecos inflables, el hombre sigue: “Y si por alguna razón el suyo no se infla, agárrese de su vecino y aguante como pueda”. ¡No solo los pasajeros estallan en carcajadas, sino que los miembros de la tripulación también ríen descontroladamente!

Pero los chistes siguen cuando Daniel comienza a hablar sobre cómo usar las máscaras de oxígeno del avión: “Una vez que deje de gritar, coloque la máscara sobre su boca y su nariz”. La parte siguiente me hizo morir de risa: “Asegúrese de ajustar su propia máscara antes de ayudar a su hijo favorito, a otro pasajero, o a su esposo, que indudablemente estará gritando aún más fuerte que usted”.

Podrías pensar que Daniel está por terminar el protocolo, pero entonces las risas rugen nuevamente: “No se permite fumar absolutamente nada en la aeronave… a menos que sean como yo y echen humo de tan buenos que están”.

Pero entonces llega la mejor parte de todas: “Y para aquellos de ustedes que no nos brindaron toda su atención… ¡buena suerte!”. ¿No es esta la línea con la que uno podría sentirse más identificado en los vuelos? Quiero decir, ¿alguno de nosotros realmente escucha los procedimientos de emergencia en un avión (a menos que sea como este)?

Afortunadamente, parece que los pasajeros de este vuelo escucharon bien, ¡pues cada uno de ellos aplaude y festeja luego que Daniel termina su breve anuncio! Uf…

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*